Usted está aquí: Inicio / Sociales y Humanas / Requiere sistema educativo al menos un cambio de paradigma: Rodolfo Tuirán

Requiere sistema educativo al menos un cambio de paradigma: Rodolfo Tuirán

Forum Noticias. La sociedad digital está abriendo las puertas a la Cuarta Revolución Industrial, marcada por la convergencia de tecnologías digitales, físicas y biológicas que acelerarán las transformaciones que ya están en curso. En este mundo emergente son cada vez más comunes las fábricas inteligentes, el creciente uso de la robótica, la inteligencia artificial y el Internet de las Cosas, señaló el subsecretario de Educación Superior de la Secretaría de Educación Pública, Rodolfo Tuirán Gutiérrez.

“En un contexto de rápidas y continuas transformaciones, el sistema educativo demanda al menos un cambio de paradigma, sobre todo en la educación superior, para enfrentar los desafíos del presente y del futuro para la enseñanza y transmisión del conocimiento.

“Algunos de manera un tanto catastrofista sugieren que las universidades tienen ya sus días contados porque la formación que ofrecen tiende a ser rápidamente obsoleta (…) otros, mucho más mesurados, reconocen la necesidad de replantear en el nuevo contexto, las formas de aprender, de enseñar y de construir y compartir el conocimiento”, advirtió el doctor Tuirán durante la inauguración del Seminario Internacional Opciones y desafíos en México para las Instituciones de Educación Superior ante la sociedad digital que se lleva a cabo en la Rectoría General de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM).

Para que las universidades adquieran un lugar central en el mundo nuevo que está emergiendo, deberán orientar sus esfuerzos en al menos cuatro sentidos, indicó el doctor en sociología por la Universidad de Texas, en Austin.

El primero, es el de profundizar la retroalimentación entre las universidades y el sector productivo, en especial aquellas industrias de punta. “Es preciso trabajar, además, por una educación más pertinente, en la que los actores clave refuercen permanentemente su convicción de que el talento acumulado de los egresados de las universidades es apto para atender los cambiantes requerimientos más exigentes de los mercados laborales.

“El segundo es el impulso a iniciativas empresariales al interior de las propias universidades. En este campo destacan los llamados ‘spin-off’ que se basan en la creación de empresas, incluso desde las propias universidades. En el fondo se trata de propiciar la transferencia de conocimiento y tecnología para así incentivar la investigación científica, de manera que en las universidades sea aplicada en las cadenas productivas”, detalló el Premio Nacional de Demografía 2004.

El tercer esfuerzo que deben hacer las universidades es el llamado “sprints” en la educación, que consiste en la ejecución constante de bloques de educación continua.

“Es importante reconocer desde ahora que la formación educativa tradicional, en la que el estudiante avanza en la educación superior por un periodo largo de tiempo, se está volviendo obsoleta, nos guste o no nos guste reconocerlo, tomando en cuenta sobre todo los rápidos cambios en la generación y difusión del conocimiento. Por ello será necesario romper con ciertos ‘vicios’ del sistema educativo en el nivel superior, tales como la rigidez curricular, el excesivo enfoque centrado en contenidos, la secuencialidad, la endogamia y la baja lateralidad, entre otros muchos aspectos”, enfatizó el economista y demógrafo.

El cuarto punto, dijo, es apostar por la resiliencia educativa como una manera de dominar el complejo proceso de adaptabilidad para “aprender a aprender”, pero también “aprender a desaprender”.

“En educación la palabra ‘desaprender’ podría sonar muy contradictoria, pero la idea subyacente al desaprender reside en una nueva definición y configuración de los aprendizajes clave y la construcción de esquemas de interpretación dúctiles. Con mayor resiliencia estaremos frente a alumnos que afrontarán de mejor manera los retos que demandarán el futuro: desarrollarán nuevas formas de pensar, nuevas formas de trabajar, harán uso de nuevas herramientas para su trabajo y habitarán de una forma diferente el mundo en el que vivimos”, destacó el doctor Tuirán, quien concluyó que en el contexto emergente queda mucho por hacer para innovar en la educación y educar en la innovación.

En la inauguración del Seminario Internacional Opciones y desafíos en México para las Instituciones de Educación Superior ante la sociedad digital también estuvieron presentes Eduardo Peñalosa, rector general de la UAM; Miguel Adolfo Guajardo, director adjunto de Planeación y Evaluación del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología; Roberto Escalante, secretario general de la Unión de Universidades de América Latina y el Caribe; Ricardo Félix, investigador del Centro de Investigación y de Estudios Avanzados; Celso Garrido, coordinador académico del Seminario; y José Franco, coordinador general del Foro Consultivo Científico y Tecnológico.

Las actividades del Seminario continuarán hoy y mañana en el Auditorio Arq. Pedro Ramírez Vázquez de la Rectoría General de la UAM.

 

Anayansin Inzunza/FCCyT

comentarios de blog provistos por Disqus